Thursday, April 20, 2017

Cuando tu mueras,
cuando yo muera,
el deseo,
pulverizado,
permanecerá flotando
en una nube de nada.
Nunca nos habremos encontrado,
el norte y el sur desdibujados
en sus fronteras.
Nunca nos habremos entregado,
las sábanas limpias,
descansadas, mudas.
Nunca nos habremos reprochado,
las ausencias, los silencios,
la cobardía.
Nunca nos habremos traicionado.
Habremos pasado como una ráfaga,
fugaz, intensa.
Nadie recordará.
Nunca más seremos.

No comments: